Para el 2016

Objetivos Claros para la Nueva Gestión

La CADE 2015 marcó el rumbo social, económico y empresarial del Perú con miras al futuro gobierno. Candidatos, atención.


La 53° edición de la cita ejecutiva recogió los retos para la nueva gestión. Entre ellos figuran la desaceleración económica, la inseguridad ciudadana, el narcotráfico, la corrupción, la frágil institucionalidad del Estado y las carencias en infraestructura.

Keiko Fujimori, Pedro Pablo Kuczynski, César Acuña, Alan García y Alejandro Toledo, los cinco candidatos con mayor intención de voto, acudieron al evento, que se realizó en el balneario de Paracas. Aunque algo discretas, sus propuestas —en alianza con las del empresariado local y las de personalidades de firmas globales— podrían cambiar nuestro panorama.

Retos Eternos


Verónica Zavala, una de las invitadas, sostuvo que la generación de empleo es un desafío insoslayable. La ex ministra de Transportes y Comunicaciones, y actual gerente general de la Oficina de Planificación Estratégica y Efectividad en el Desarrollo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), reveló detalles preocupantes. En su foro “Creciendo en el contexto global. Retos y oportunidades”, la experta informó que solo uno de cada nueve jóvenes trabaja en un empleo en la carrera que estudió. Este hecho se agudiza con la insuficiente inversión en innovación —menos del 0.2% del Producto Bruto Interno (PBI)—, que representa la cuarta parte de lo que se destina en Latinoamérica.

Zavala aseguró que dos tercios de las empresas peruanas tienen problemas para conseguir personal, y que más de dos tercios de los jóvenes no encuentran trabajo. “Si las empresas no encuentran trabajadores y ellos no encuentran trabajo tenemos un problema grave”. Con este diagnóstico, ¿qué se debería resolver primero?

Punto de Agenda

IPSOS realizó esta pregunta a los hombres de negocios de la CADE. Ellos coincidieron en que las cinco prioridades son mejorar la calidad de la educación (64%), combatir la inseguridad ciudadana (60%), promover las inversiones y el crecimiento económico (58%), impulsar la infraestructura (55%) y luchar contra la corrupción (52%).

Sobre este último punto, el 32% de los ejecutivos sostuvo que combatirla efectivamente reactivaría la economía. Con la capacidad técnica del Estado y una tendencia positiva, este sector espera un crecimiento de 4.9% en 2016; pero sin estas condiciones, este promedio alcanzaría 1.9%. La encuesta esbozó una percepción de progreso.

El 42% de los entrevistados por IPSOS afirmaron que el Perú atraviesa un retroceso, un 31% dijo que se mantiene igual, mientras que un 27% notó algún avance. Además de la corrupción, la endeble imagen del Estado frena todo progreso. Por ello, la asociación civil Transparencia presentó 32 propuestas de reforma para el fortalecimiento institucional.


Poder Renovado

Un primer bloque de estas iniciativas apunta a mejorar el funcionamiento del Congreso. Se ha planteado ampliar el periodo de gestión de las comisiones ordinarias a más de un año, reducir el número del personal de confianza en los despachos parlamentarios y evitar el cambio de bancadas por renuncia (los disidentes integrarán un único grupo mixto).


Otras propuestas a este nivel son optimizar la semana de representación, mejorar los sistemas de información, crear una oficina de estudios económicos para evaluar los impactos de los proyectos, y establecer un plazo para la designación de autoridades del Tribunal Constitucional (TC), Defensoría del Pueblo y Banco Central de Reserva (BCR).


También propusieron regular el levantamiento de la inmunidad parlamentaria en determinados casos, permitir la reelección de congresistas en la jurisdicción de origen y que las iniciativas legislativas que lleguen al Pleno posean el respaldo de al menos el 0.5% de la población electoral. El Poder Judicial es el siguiente eje de reformas.

Administración Fiable

Gracias a un compromiso de los agentes involucrados, se ha propuesto perfeccionar el sistema de designación de los miembros del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), añadir más competencias a los juzgados de paz, impulsar una Corte Suprema de revisión excepcional y extender a cuatro años el mandato del presidente de esta institución.

Un tercer bloque anhela una mayor transparencia en la gestión pública. Por ejemplo, se ha previsto crear un organismo que supervise el cumplimiento del acceso a la información pública, consolidar la meritocracia en los gobiernos regionales y crear páginas web para ofrecer oportunidades labores en el Estado.

Las reformas del cuarto eje se orientan al proceso de elección de autoridades. Entre ellas destacan la votación de parlamentarios en la segunda vuelta electoral, la postulación de candidatos sin antecedentes, la eliminación del voto preferencial, y la transparencia de los aportes y el financiamiento político, entre otros.

Voto de Confianza

Implementar los cambios es buena señal para la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep). Martín Pérez, su presidente, consideró que la crisis institucional desanima a los inversores y —aunque resaltó la importancia de apostar por la educación, infraestructura pública e innovación— sabe que el camino es largo.

Implementar los cambios es buena señal para la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep). Martín Pérez, su presidente, consideró que la crisis institucional desanima a los inversores y —aunque resaltó la importancia de apostar por la educación, infraestructura pública e innovación— sabe que el camino es largo.


Según Félix Antelo, gerente general de LAN Perú, para ello simplemente se necesita concretar las inversiones. En la cartera aeroportuaria figuran la ampliación de la pista de aterrizaje de Lima y el proyecto de Chincheros en Cusco.

“Tenemos un déficit de infraestructura que resolver si deseamos posesionarnos como hubo en América Latina”, comentó en la CADE. Una tarea que ya ha asumido el Aeropuerto El Dorado de Bogotá, aun cuando el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez vaya a cerrar este año con más de 16 millones de turistas.

Grandes Esperanzas

El CEO de Sab Miller, Fernando Zavala, consideró en la cita que “para crecer al 5% son necesarias estrategias que promuevan la competitividad y destraben las inversiones”.

Este shock de inversiones deberá ir acompañado de una lucha contra la informalidad y la corrupción, y de la flexibilización del sistema laboral. Con recursos y mecanismos adecuados, el siguiente paso es canalizar programas de infraestructura social orientados a las poblaciones vulnerables. Todo esto convirtió a la CADE en un evento estratégico.

Aquí no solo se habló de una potencial reactivación de la economía o de las alianzas electorales del candidato que gane en primera vuelta, sino también de algo más importante: cómo un buen entendimiento entre el poder político y los sectores económicos puede forjar el desarrollo anhelado por más de treinta millones de peruanos.